Saltear al contenido principal

Juan Domingo Perón, nuestro General, nació en Lobos, Provincia de Buenos Aires, el 8 de octubre de 1895. Era el segundo hijo de Mario Tomás Perón y de Juana Sosa Toledo. Las raíces de la familia paterna se remontaban a Cerdeña, lugar de origen del bisabuelo de Juan Domingo.

En 1900 la familia se trasladó a la Patagonia.

Cuando Juan tenía 9 años, él y su único hermano, Mario Avelino fueron a vivir con su abuela paterna Dominga Dutey, en la Capital Federal, para estudiar.

Los veranos los pasaba con sus padres en el Sur, donde podía disfrutar de largas cabalgatas. En 1911 ingresa al Colegio Militar. En diciembre de 1913 se graduó como subteniente de Infantería, y su primer destino fue el Regimiento 12 en Entre Ríos. Según sus propias palabras, a partir de entonces fue aprendiendo “el arte de conducir”.

Destinado en 1920 a la Escuela de Suboficiales de Campo de Mayo, según sus subordinados de entonces, ya era “todo un caudillo”, hombre de trato campechano y simpático. Le gustaba organizar asados y promovía la actividad deportiva. Daba clases de cultura física en la Asociación Cristiana de Jóvenes de la Capital.

Entre 1926 y 1928, Perón cursó la Escuela Superior de Guerra, de la que luego también fue profesor. Tras el derrocamiento de Yrigoyen, fue nombrado Secretario del Ministro de Guerra del gobierno de facto.

Desde su primer cargo en la Secretaría de Trabajo luchó por los derechos de la clase trabajadora. De su mano llegó el reconocimiento, identidad, orgullo de pertenencia, prosperidad y las elecciones libres. Por eso y por ser un líder de masas, un conductor nato y una figura que sólo se engrandece con el tiempo, desde nuestro IPLIDO de la UTHGRA, recordamos con amor, admiración y gratitud a uno de los grandes conductores de nuestra Patria.

Volver arriba