Saltear al contenido principal

En esta fecha tan especial se conmemora la muerte de Domingo Faustino Sarmiento en el año 1888. Este sanjuanino, de familia pobre, aprendió a leer y escribir a los cinco años. Fue un autodidacta. Fue el gran hacedor de la Educación en nuestro país. Estaba convencido de que no era posible llegar a tener un gran país si no se comenzaba por la educación.

Fue periodista, escritor, soldado, diplomático, gobernador de su provincia y presidente de la República.  Durante su presidencia fundó más de 800 escuelas en todo el territorio nacional. También fundó la Facultad de Ciencias Exactas, el Observatorio Nacional de Córdoba y los institutos militares (Liceo Naval y Colegio Militar). Al terminar su presidencia, 100 mil chicos estudiaban en la escuela primaria.

Para siempre le deberemos la ley 1420 sobre Educación laica, gratuita y obligatoria, la norma básica sobre la que se estructuró el sistema de educación pública nacional, que nos hizo ser un ejemplo para toda América Latina.

Desde nuestro IPLIDO de la UTHGRA lo recordamos como el gran maestro argentino, que nos dotó del pilar de la Educación, un derecho inamovible en los tres últimos siglos. Vaya también nuestro reconocimiento a todas las maestras y los maestros de nuestro país, por la importante tarea que llevan adelante con responsabilidad y compromiso.

Volver arriba