Saltear al contenido principal

Por decisión de la Asamblea General de las Naciones Unidas hoy se conmemora el Día Internacional para la Erradicación de la Pobreza. Se intenta con esto que el mundo tome conciencia sobre este flagelo y se programen acciones para cambiar esta situación. Este año el mundo emprendió, según la ONU, una nueva y osada senda hacia un futuro digno para todos, con la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible como guía.

Mediante las diversas acciones a lo largo de casi dos décadas se logró que, 700 millones de personas salieran de esta pobreza extrema. Pero, aún se está lejos de resolver el problema: al menos 3.600 millones de personas de las zonas en desarrollo, viven con menos de dos dólares diarios y como se sabe, la pobreza afecta de manera particular a las mujeres y a las niñas.

Esto puede decirse de acuerdo a las cifras que se refieren al mundo en general. Después queda por volver la mirada a nuestro país. Sin embarcarnos en la polémica de cuántos pobres tenemos, con solo observar la realidad de algunas provincias argentinas, se puede ver la escandalosa diferencia que existe entre las zonas ricas y las más desfavorecidas. Queda entonces en evidencia el escándalo que un país que produce alimentos para más de 200 millones de personas, permita que exista esta afrenta.

Desde nuestro IPLIDO de la UTHGRA nos sumamos a este día con palabras del Gral. Juan D. Perón cuya vigencia alarma y estremece: Es ya intolerable soportar la miseria en medio de la abundancia. Y es ésta una cuestión a la cual hay que ponerle término de una vez por todas. En países como el nuestro, de abundancia extraordinaria, no puede tolerarse la desgracia y la miseria en medio de la opulencia”.

Volver arriba