Saltear al contenido principal

La fecha de fundación del sindicato polaco “Solidaridad” (fundado en 1980 y cuyo legendario dirigente, Lech Walesa, recibió el Premio Nobel de la Paz) fue la elegida por Naciones Unidas en el año 2000 para poner de relieve uno de los valores fundamentales de cualquier cultura.

De acuerdo a Nacionales Unidas, este año, la celebración del Día Internacional de la Solidaridad Humana llega después de que los líderes mundiales adoptasen los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), que constituye un programa nuevo e inclusivo -después de los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) – para erradicar la pobreza, proteger el planeta y garantizar la dignidad para todos.

El nuevo programa de los ODS pone en el centro a la persona y al planeta, se apoya en los derechos humanos y está respaldado por una alianza mundial decidida a ayudar a la gente a superar la pobreza, el hambre y las enfermedades. Se forjará por tanto sobre la base de una cooperación y solidaridad mundiales.

Como establecimos en nuestra agenda de este año en que los valores son el eje fundamental, la SOLIDARIDAD es la capacidad del ser humano para sentir empatía por otras personas, compartiendo sus intereses y sus necesidades.

Es sinónimo de apoyo, respaldo, ayuda, protección; y de que cuando se persigue una causa justa cambia el mundo, lo hace mejor, más habitable y más digno.

Para nuestro IPLIDO de la UTHGRA es muy importante enseñar y fomentar el valor de la solidaridad desde la infancia ya que puede ser considerada como la base de otros valores humanos que permiten desarrollar relaciones sólidas basadas en el respeto, la tolerancia y la generosidad. Así ocurre en cada una de nuestras 54 Delegaciones Permanentes y cada vez más entre ellas. Es nuestra intención seguir elevando los lazos solidarios que nos unen, porque en ellos reside nuestra mayor fortaleza.

Volver arriba