Saltear al contenido principal

2016. El 14 de junio del corriente año, participamos de la jornada organizada por la Comisión de Equidad de Género CCSC de Cancillería.

En la misma disertaron la Lic. Carolina Barone, coordinadora de políticas de género del Ministerio de Seguridad y la Lic. María Ester Ispardi, Jefa del Centro Integral de Género de la Policía de Seguridad Aeroportuaria.

El espacio sirvió para reflexionar acerca la importancia de incluir a las mujeres en las fuerzas de seguridad ya que las mismas han sido predominantemente espacios masculinos y la inclusión de mujeres se logró hace apenas 15 años.

La Lic. Barone destacó que “lo femenino” es percibido como peyorativamente y es por ello que el Ministerio de Seguridad se esfuerza en incluir mujeres en todas las fuerzas.

Asimismo admitió que están trabajando para considerar licencias por Violencia de Género y de esta manera evitar que las agentes mujeres tramiten erróneas licencias psiquiátricas, generando valoraciones negativas en sus legajos.

También están adoptando resoluciones para que la “licencia por embarazo y lactancia” dejen de ser impedimentos para que las mujeres de la fuerza asciendan en sus puestos laborales ya que actualmente las madres no son evaluadas para futuros ascensos.

Por otro lado la lic. Ispardi dio detalles sobre la creación del Centro Integral de Género (CIG) en las Fuerzas Policiales y de Seguridad y sus objetivos, entre los cuales se destacan:

Incluir la perspectiva de Género para gestionar las relaciones laborales y operativas
Eliminar la discriminación contra la mujer en el ámbito laboral
Propiciar la equidad entre varones y mujeres
Orientar y asesorar en función de fortalecer la integración de la Mujer
Favorecer el desarrollo de la diversidad
Para materializar estos objetivos los CIG analizan y evalúan los casos de Violencia Laboral y de Género, orientan jurídicamente y llevan a cabo un seguimiento de cada caso en particular. Al mismo tiempo buscan implementar mecanismos para el cese inmediato de la Violencia Laboral.

Para que esto fuese posible se realizaron cambios en la legislación que protegen a la Víctima (aplicando estrictas pautas de confidencialidad) impidiendo, de esta manera, la doble victimización. Para ello cada CIG está integrado por un equipo interdisciplinario compuesto por abogados, psicólogos y trabajadores sociales.

Estamos en presencia de un momento bisagra, en el que un cambio de paradigma se hace indispensable para sostener una verdadera igualdad de oportunidades y de género. Las fuerzas de Seguridad no son ajenas a esto.

Volver arriba